Saturday Morning Plan (VI): Teatro de la Zarzuela y Calle Alcalá.

No, no me he equivocado de sección, es sólo una pequeña licencia… Pongamos que en lugar de un Saturday Morning es un Saturday Night Plan, recomendado para niños que sepan sumar llevando (¿o qué pensáis? ¿qué vuestro crío va a ser forever toddler?).

Y no penséis que os lo estoy metiendo con calzador, que voy en serio. En el Teatro de la Zarzuela también representan obras dirigidas al público infantil. Los Sobrinos del Capitan Grant es la versión castiza de una novela de Julio Verne y en algunos momentos nada tiene que envidiar a un musical Disney. Para que lo tengáis en cuenta, esta zarzuela vuelve a casa por Navidad más o menos cada dos años y es un PLANAZO para ir con vuestros hijos (hasta Gallardón estaba allí con los suyos el año que yo fui).

¿No os he convencido? Hombre, ya sé que lo de Gallardón a algunos igual os tira para atrás pero la foto no me digáis que no mola… ¿Y si os digo que Millán Salcedo (sí el de Martes y Trece) hace de “Marcial Mochila”? Con este dato sé de dos padresféricos a los que a lo mejor les empieza a interesar el asunto… Aquí os dejo esta reseña de El País y un vídeo. Ponedlo a partir del 1′ 34″, y si no os engancháis, me doy por vencida.

Ir al Teatro de la Zarzuela es mucho más que ir a ver una zarzuela. Para empezar el teatro está escondido en la calle Jovellanos, en un rincón que parece de cartón piedra, como sacado de uno de sus decorados. Es un teatro que te transporta a otra época, vestido de grana y oro, como los toreros. Y es que en realidad, la gente que hay allí es de otra época. Ni en la peletería de El Corte Inglés encontraréis tanto visón y astracán por metro cuadrado.  Pero lo siento… el olor a pachuli me pone, y esos señores y señoras tan señoreados, me inspiran mucha simpatía.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Me encanta la cafetería, con aire de casino, en la que también hay sillones tipo “borne” y una colección de maquetas preciosas sobre zarzuelas. Me gusta llegar pronto, y escuchar (y ver) como se afinan los violines desde el foso. Y me emociono en los aplausos, cuando las señoras señoreadas con pañuelos de seda murmuran “¡magnífico, magnífico!” y las  más lanzadas incluso se levantan de la butaca y gritan ¡BRAVO!

En esta ocasión fuimos a ver El Gato Montés, una zarzuela que no es zarzuela sino ópera (la diferencia es que en la ópera no hay diálogos hablados y en la Zarzuela sí). El Gato Montés recoge todos los topicazos typical spanish para regocijo del grupo de japos que teníamos detrás: el torero relamido y su sanchopanza de confianza, las manolas, el macho ibérico bandolero, la manzanilla, las sevillanas, el pasodoble… ¡hasta una bruja lola gitana!

El torero Rafaé, la gitana Soleá y El Gato Montés. Una mujer para dos hombres... se ve venir que la cosa no va a terminar bien.

La bruja lola poniéndole dos velas negras al mataor

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Pelos como escarpias cuando suenan los compases del pasodoble en la apasidonada escena de Soleá y Rafaé antes de que el torero salte al ruedo. Co-mo-es-car-pias.

Tras la función no hay que irse lejos. Justo frente al Teatro de la Zarzuela está Casa Manolo. Un clásico de Madrid, cuyo único defecto es ser lugar de encuentro para algunos de nuestros políticos dada su cercanía con el Congreso de los Diputados. Tranquilos, los sábados por la noche los diputados no trabajan, quiero decir, no van al Congreso, quiero decir, no van al bar… joder, que me lío.

Uno sabe que está en un bar de bien cuando los grifos de vermouth no son parte de la decoración (la señoreada de astracán que tenía al lado en la barra puede dar buena fe de ello).

Otro requisito de los bares de bien  es que las croquetas sepan a algo. Ojito que el palillo que sale en la foto no es mío… que a una le gusta lo castizo pero en el límite del decoro. Aunque ahora que lo pienso, casi preferiría que ése palillo tan cercano a mi comida hubiera sido mío y no de un extraño ¡que asco!

Acompañamos la segunda ronda con unos pinchos de tortilla y estos montaditos de aspecto tan basto como glorioso sabor.

En cualquier caso reconozco que no soy objetiva… yo si ceno delante de una National como esta, todo me parece bien.

Para rematar tan castizo plan, he aquí un par de estampas de nuestro paseíto final: el edificio Metrópolis, la Cibeles, el Palacio de Correos y al fondo la Puerta de Alcalá.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Por cierto, dijo Guardiola que este año veríamos a la diosa vestida de blanco, pero yo de ese tío no me fío.

Todos los Saturday Morning Plans

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Saturday Morning Plan y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

19 respuestas a Saturday Morning Plan (VI): Teatro de la Zarzuela y Calle Alcalá.

  1. Que pena no vivir en Madrid me parece una pasada¡¡ pero mira bueno saberlo por si acaso hacemos alguna escapadita, un saludo¡¡

  2. vaninasblog dijo:

    Ahora que ya sabes que el Teatro es mi debilidad, que te voy a decir!, aunque no es el género que más me gusta, tiene su mérito, está poco valorado,por lo de las comparaciones con la ópera, aunque nada tienen que ver hay quién insiste ponerlas en el mismo lote, la Zarzuela al contrario que la ópera tiene sus escenas habladas(como bien dices), y su temática es más popular, eso no impide que en la mayoría de las ocasiones sus actores y cantantes sean de calidad, es una lástima que no cuente con muchos seguidores, además dicen que hace muchos años que nadie escribe una nueva!!,
    El esdificio en sí es una pasada, con encanto, como la mayoría de los teatros antiguos!Y venga todo el mundo a acudir a los teatros, da igual de qué tipo!!!:)

    • Si, la verdad es que se repiten “las clásicas” con puestas en escena más o menos modernizadas. Yo fui a ver una “verbena de la paloma” montada de una forma poco convencional que me encantó, eso sí, la del visón de al lado estaba escandalizada… jajaja. Tendrás que contarme más cosas sobre teatro, nosotros además de la Zarzuela, vamos mucho a ver clásicos, y también, no lo negaré, a las taquilleras, tipo las de Yasmina Reza y cosas así. Lo que no soporto mucho son los musicales cutres (ojo, no confundir con superproducciones de ayer hoy y siempre tipo My Fair Lady o Cats, que son otra cosa) ni tampoco volvería a ver monólogos y estas cosas que se llevan ahora tanto. Me hacen gracia, pero desde mi casa. Ya que voy cuando buenamente puedo, me gusta ir a lo que más disfruto 🙂

  3. Chitin dijo:

    Ainsssssssssss q ganas de un bocata de jamón serrano como Dios manda!!!! y de salir y comer por ahí sin morirme de asco por todo…q no lo puedo evitar! cuando estoy embarazada o me lo preparo todo yo…o no como…

    • Que conste que yo no he hablado de jamón, eh!! Eso sí, lo del asco es lo que hay, de raciones en un bareto castizo, por muy elegante que sea, el camarero te mete el dedo en el plato con la misma mano con la que te cobra. Eso es así.

  4. Planazo!!!! A ver si convenzo a mi rural maromo y nos damos un homenaje madrileño nocturno como este.

    Qué trabajito cuesta sacarlo de la sierra sin pagarle nómina!!!!

    Besos guapa!!!!

    • Enga… pues ya estáis tardando. Dáselo hecho, que es lo que hago yo, y así no hay escapatoria… No hay que abusar, pero es una táctica que en su justa medida cumple su función!!! 😀

  5. Mochus dijo:

    Aisss…es lo que tienen las capitales…miles de cosas y sitios para ver…que penita ser provinciana 🙂 ¡Cojo la idea pro si algun dia cambiamos de aires!

    • Todo tiene su encanto. A mí me gusta Madrid por estas cosas, pero hay mucha gente que lo odia. En cualquier caso, hay muchos fines de semana al año (52) y alguno se puede sacar para estas cosillas 😛

  6. La de años que hace que no voy a una Zarzuela… Estoy hecha una seta. Besotes.

  7. Yo iba a decir que no soy muy de Zarzuela, pero después de la que me cayó por decir que no era muy de copla, mejor me callo…
    No, en serio, el teatro es precioso, a mí es que los teatros así, de “grana y oro” como tú dices me vuelven loca.
    Y como siempre, ¡gracias por tus recomendaciones!
    Besos y buen finde

    • Menuda fama de nazi me estoy cargando poco a poco… Dentro de poco se empezará a comentar por twitter que la mamá del gremlin tiene una berruga en la nariz y se desplaza sobre una escoba. Ya verás… Buen finde a ti también guapa!!

  8. paparracho dijo:

    Me gusta la zarzuela y me conozco un montón de ellas. Es más, las he tocado durante muchos años. La verdad es que tengo bastantes ganas de ir a este tetro, pero llevo 10 años en Madrid y aún nada. 😦

    Lo de los sobrinos del capitán Grant con la impagable presencia de Millán Salcedo también resulta apetitoso, pero habrá que esperar a que vuelvan dentro de dos años porque el guaje no se pispa de nada todavía. No sé si los dos padresféricos lo decías por nosotros, pero hubieras acertado.

    ¿En tu farmacia tenéis algo para las Verrugas?

    • Lo de los padresféricos lo decía por ti y papá lobo, a raíz de aquel post tan “potito” que escribió y tu posterior conentario. Para que luego digas que leo en diagonal… 😉
      Y hablabdo de diagonal, debería saber que instrumento tocas? :S Creo que no lo has mencionado… Clarinete??
      Lo de la verruga te lo contesto en privado casi mejor…

  9. Sia dijo:

    La sensación al pisar el suelo de ese tipo de teatros es indescriptible, al menos para mi.

  10. José Luis Crespo Barroso dijo:

    Me parece muy bien pero me gustaría (sueño con ello) ver “La zapaterita

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s