El Niño Ketchup y el elogio del Villancico

Los premios madresféricos, esos en los que mi socia sin nombre y yo no íbamos a participar, terminaron como no podía ser de otra forma, con cada una durmiendo en un taxi de camino a casa a eso de las cuatro de la mañana. La culpa fue de mi hermano y su novia, que aparecieron por allí para liarnos justo cuando las preñadas y otras madres responsables consideraron prudente irse a casa.

PremioTrayectoriaMadresfera (2)

¡Qué bonica mi insignia! ¡A la barra derecha que va!

El dolor de cabeza ha tardado tres días en irse, coincidiendo con la aparición del síndrome premenstrual y un gripazo nivel “niña, tómate algo que da grima escucharte con tanto moco”.  Estamos mejor que queremos.

Pero mientras tanto la vida sigue, y en mi casa la fiebre auténtica es la de la Navidad, o “Naiá” en dialecto gremlin.

Empecé notar los primeros signos el domingo, cuando entre dolor de cabeza y crujir de huesos, mi marido, en venganza a mi juerga, me llevó a un centro comercial horrible y comentó: “podríamos ver si tienen disfraces de Papá Noel, que luego al Gremlin le pedirán uno en la guardería”.

Esa inusual e inesperada anticipación en intendencia doméstica por parte de mi marido me dio mucho miedo… ¿habrá otra  mujer en su vida e intenta disimular? -pensé con la poca lucidez que el exceso de GTs me permitía-, pero luego lo recordé. Año pasado, 16 de diciembre, yo a punto de parir a la Tamagochi y el niño que llega de la guarde con una nota “se precisa disfraz de Papá Noel para la función“. Se cuentan por decenas las tiendas que el padre gremlin recorrió aquel viernes en busca del trajecito rojo agotado. Sólo tenía una condición: del chino no, que además de cutre, destiñe.

Mi querido esposo se presentó en casa con una especie de vestidito de papá noel, con vuelo, muy mono, que hubiera sido perfecto para una niña de 6 meses. Como nuestro Gremlin era un varón, y ya había pasado el año, tras una “ligera” crisis conyugal gracias a la cual La Tamagochi casi se me sale por la boca, el vestido quedó reconvertido a casaca, combinándolo hábilmente con unos leotardos y unos pantalones de pana rojos. Lo chungo fue enroscarle el gorrito a presión, pero al final, hasta las orejas cupieron.

Ni qué decir tiene que en una guardería de niños clónicos con el disfraz de los chinos, todo el mundo alabó la originalidad de la “casaca” del Gremlin. Ser trendy mother es lo que tiene, con cualquier cosita se triunfa, aunque los niños parezcan moñas perdidos.

El siguiente signo de la Navidad llegó el lunes cuando desde la guarde pidieron una pandereta. Inexplicablemente encontré la del año pasado, una pandereta preciosa y muy navideña, con un dibujo de una playa y unas sombrillas. Hacer ruido, hace. Reclamaciones estéticas y simbólicas a los señores de Taiwan.

Por último ayer, al intentar poner música, me di cuenta de que ya no había marcha atrás. El niño enfadadísimo, tras soltarme una parrafada de la que no entendí absolutamente nada, arrancó de cuajo del reproductor su CD favorito y me gritó: ¡CUCÚ RANA NOOOO! ¡NAIÁ! ¡NA-I-Á! (al deletreo añadió cierta mirada de desprecio en la que pude notar como la adolescencia se aproxima).

Acto seguido, sacó escondido de debajo del sofá un libro lleno de villancicos con un CD incorporado, sin duda obra del demonio, y cuya existencia en mi hogar hasta ese momento me era desconocida. El niño me explicó un montón de cosas de las que sólo saqué en claro que hay un tal “niño Ketchup” en el 80% de las páginas del libro.

Justo ahora que le estaba cogiendo cariño a la rana debajo del agua, y al pobre Mambrú que volvió de la guerra en una caja de terciopelo (por dios que canción, yo jamás me había parado en la letra), El Gremlin se ha erigido en defensor del villancico y contonea sus caderas al son del chiquirritín que da vergüenza ajena. Se disloca los brazos con eso del “yomeremendaba” y se le arrasan los ojos con “noche de paz”. Es un auténtico groupi del villancico en general.

La Gremlinnanny, que hace un par de días comentaba que de villancicos populares españoles andaba un poco pez, se ha bajado ya media caja de ibuprofeno. Dudo que nuestra querida “señora del este” aguante el ritmo de la zambomba de aquí a fin de año.

Y sólo estamos a 5 de diciembre… que el “niño ketchup” nos pille confesados.

PD: Prometí sortear al Gremlin y cumpliré con mi palabra, sólo dadme un poco de margen… está agotado por todas partes y soy una madre muy joven para enfrentarme al “síndrome del nido vacío”.

 

 

 

 

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en El Gremlin, Otras entradas sesudas y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

48 respuestas a El Niño Ketchup y el elogio del Villancico

  1. Me pirra lo del niño Ketchup, qué quieres que te diga. El Gremlin es un crack. A mí también me encanta la Navidad…

  2. Yolandica dijo:

    El Gremlin groupi del villancico….cuidaico que el negro es al gótico, como el chaleco de borreguillo al villanciquero, y no sé qué es peor.

  3. Superlalopez dijo:

    Querida mía,
    Muy a lo Venganza de Don Mendo te diré: “… Me anulo y me atribulo y mi horror no disimulo…” ante el ketchup niño y los clones de Papa Noel. ¿Donde han quedado las representaciones navideñas de Belenes vivientes? Ya que no hay mula ni buey yo le auguraba un futuro brillante al Gremlin como estrella anunciadora, la peineta flamenca de los Reyes Magos como que no le engancha en las orejas. Ese niño necesita un colegio mas aferrado a las tradiciones y menos pro-TIO SAM o te va a salir progre con esa túnica roja de imitador del señor de rojo. Tanto programa del Estirón y no ven que Papa Noel hace un flaco favor al concepto de obesidad de los niños y encima anuncia turrón! Yo por si acaso estoy como una sargenta en la puerta no sea que el ayuntamiento me enganche los leds con las luces de Navidad en la cruz de la farmacia ( como acostumbran) que para colmo tienen forma de señor de gorro rojo y me inunde el establecimiento de espíritu navideño!
    Y desde aquí, foro donde los haya para revindicaciones absurdas, aprovecho y digo No a la Navidad en Agosto!!! El alma de los Gremlins es frágil y las luces del Corte Ingles tan pronto les afecta tanto como un baño a media noche!

    • Lo de foro para revindicaciones absurdas me lo tomo como un cumplido de los buenos… Querida, no sufras, ya sabes que los trámites para matricular al Gremlin con los curas siguen su curso, pero por razones logísticas este curso escolar hay que terminarlo con nuestra señorita del piercing en la nariz. Tengo una fe ciega en que mi gremlin piadoso, devoto de su niño Ketchup sabrá mantenerse íntegro durante unos meses.
      Tras escribir el post , y embriagada de espíritu navideño, decidí enfundarlos en las capas rojas y hacerles un reportaje de “madre ideal” para felicitar las pascuas. Estaban tan idealísimos en el balancín de los Eames… hasta que con el balanceo (y el manoseo de su hermano) la niña decidió echar hasta la primera papilla (que no le pilla tan lejos) sobre la silla y mi nórdico blanco inmaculado.
      Conclusión: a la niña el paripé del gordo rojo le provocó náuseas. Me ha quedado claro. Desempolvo los vestidos de puntillas blancos de la abuela y ya si eso los disfrazo de angelotes.
      Y vigila esos leds malignos por favor, miedo, mucho miedo.

      • Superlalopez dijo:

        El pobre balancín de Eames tan mal tratado por el vomito de Tamagochi, me llena de tribulación porque iba a pedirle al señor gordo de rojo que ya que iba a tu casa que lo sacara por la chimenea y me lo dejara junto a las zapatillas el día 25 y cuando vuelva de la guardia lo tengo en primera fila del salón, luego hubiéramos arreglado cuentas el y yo pero en estas circunstancias… Vamos que ni de coña que los vómitos me dan mucho asco!
        Por cierto los leds malignos que han enganchado en mi cruz este año es la tercera parte de un adorno navideño, como somos zona nacional no tenemos derecho ni al adorno entero! Sera que no pagamos impuestos… Manda… Ejm! Al menos no es el amigo de los renos que escala tejados! Sniff… Quien no se consuela es xq no quiere!!

        • Que no mujer… a tiempo estás… ten en cuenta que si algo bueno tiene que una cosa de plástico cueste una pasta, es que se limpia muy bien. Se le pasa la bayeta amarilla y en un periquete como nueva 🙂 Eso sí, por la chimenea va a ser difícil que la saque… si acaso por los conductos del aire acondicionado.
          Ánimo con esos leds (o con esa tercera parte de leds), son raros en tu tierra, eh!

  4. Monstrua dijo:

    ¡Jajajajajajaaaa! Qué gran invento lo del disfraz. En cuanto a lo de los villancicos, si no puedes con el enemigo, únete a él.

    Saludos

  5. Jajajaja me parto con tu Gremlin, gritando y exigendo el cd de Naiá!!!… Habrá que aceptarlo, son ellos los que nos dominan…
    Un beso!

  6. Lo que me he podido reir con el niño ketchup, si es que ese niño es lo más queda claro, muertita se va quedar tu suegra cuanfo vaya a Versalles y le haga el espectaculo completo de villancincos con coreografía incluida. Pues nada que ya llega la naiáaaaaaa y con ella momentos innolvidables.
    Suerte en la búsqueda del gremlin, en el FNAC de la ciudad condal he oído que hay, todo es negociable…jrujrurjrur

    • ¿Lo dices en serio? A ver si encuentro uno eln alguna web que parezca “de verdad” y si no tendremos que gestionarlo… jejeje. En Versalles supongo que como mínimo haremos una coral con todos los primos… el mayor de cinco años y el menor de apenas meses… Creo que a mi pobre suegra sí le va a dar algo, pero de la invasión de Versalles!! Besitos!

  7. Ay madre, yo fui de las esquirolas y aún así he pillado gripe como la que más, amiga, ¿tu crees que nos echaron algo en la bebida? Y mira que el vinito esta ricochuraaa..

    Me encantaría ver al Gremlin moviendo el culete con salero, pero con otras canciones, que los villancicos son el horror, y eso que yo soy de las que les gusta la navidad, pero en general, los villacicos no me gustan, a no ser que vayan acompañados de su correspondiente aguinaldo juajuajua..

    Estoy deseando que sortees a tu hijo, pujaré y lucharé, porque vuelva a mis brazos, yo que un día le tuve en ellos.

    • Yo creo que fue hijaynomás, que dijo que me había escupido en la copa, y a lo mejor en realidad nos había escupido a todas, y tenía algún virus… bueno, mientras no nos contagie el embarazo no vamos mal del todo…
      En cuanto consiga captar “la magia” de la marimorena con movimientos a lo reggaeton te envío el vídeo… aunque no creas que será sencillo, el muy gremlin es muy listo y en cuanto me ve con el móvil en mano frena en seco sus caderas.
      El sorteo ¡ay! por la calle de la amargura me tiene… Mira que a mí no me gusta sortear, y tengo que hacerlo precisamente con mi hijo, parezco lerda…

  8. vanina dijo:

    Llega la Navidad con sabor de Ketchup, y campana sobre campana y sobre campana una aspirina. Asomate a la ventana, y verás a tu niño disfrazado, arre burriquito que nos vamos de compras, que hoy es 5 y el 24 Nochebuena, y el 25 Navidad, fun, fun, fun. Pero mira como beben , escondidos en la cocina, que la madre tiene jaqueca y mocos, sin cabellos de oro, y con un catarro que es cosa fina!!
    Ánimo amiga…escribo esto, bajo los efectos de medicamentos varios, alguna flema instalada en algún lugar de mi cerebro que no me deja oxigenar, y una tos que me parte el pecho!!

    Un beso enorme, y enhorabuena por el premio, sobrevivir a la resaca, al taxi, y luchar con los virus.

    • Vanina, me has dejado otra vez O_O, y es que últimamente estás que te sales. Este coment es de lo más ocurrente, jajaja.

      Lo que me gustaría ver una fotillo en la que se aprecie el disfraz de papá nöel de nuestro gremlin el año pasado, ainss.

      • De verdad que es de los comments más ocurrentes que me han hecho nunca, ya digo yo que la pseudoefedrina es peligrosa… jajaja. Lo de la foto del gremlin con su casaca habrá que negociarlo… pobrecillo… no se merece el escarnio público 😉

    • Ay del Gelocatil metidito en su casa, ay del gelocatil, gelogelocatil, remedio de mi aaaalma… Amiga, tu comentario me ha dejado impresionada. Realmente esa flema moco instalada en tus meninges ha canalizado el oxígeno hacia el ingenio. Espero que te encuentres mejor y puedas disfrutar de este día de fiesta del mejor modo posible.
      ¡Ánimo con esos virus, que son pocos y están desorganizados!
      Y ahora me voy a la cocina para beber y volver a beber frenadol 😛

      • vanina dijo:

        Jajaja, estoy mejor..pero sin informe de los daños secundarios, que estos días haya podido sufrir..lo del Frenadol, no lo he probado, voy a la cocina, total, peor no puedo acabar:)

  9. Patch dijo:

    El Gremlin es un afortunado… a mí siempre me tocaba hacer de oveja! Ánimo con la gripe 😉

  10. papaLobo dijo:

    ¿Alguien sabe si Extremo Duro tiene un CD con villancicos?

  11. Mamamedusi dijo:

    Jajaja que Naiaes mas divertidas vais a pasar! El Gremlin ya lo esta dando todo, y cuando vea que además hay regalitos va a alucinar!
    Muy buena la previsión de tu marido, mucho ánimo con la banda sonora que os va a aconpañar. Si te sirve de consuelo, este año hemos estado escuchando el chiquirritin hasta el mes de julio O_o

    • Me sirve de consuelo, ya lo creo… jajaja, los españoles somos así de malos… si los demás también sufren nos sentimos mejor 😉 Y lo de los regalos… ¡ni pensarlo quiero! Sobre todo ¿dónde vamos a meterlos? Ya me estoy agobiando… 😀

  12. lamadretigre dijo:

    Ojito que como te sigas poniendo tierna te mando un remix navideño de Sinatra. El que avisa no es traidor.

  13. sarablancos dijo:

    jajajajaja, me parto….el mio anda medio revueto a voces con los “gua-guaus” (lease camellos) del belén de la guarde, y canturrea algo que porsupuesto no se entiende que debe ser un villancico, pero yo me hago la loca…eso si como se le ocurra a alguien traerle un cd de villancicos voy a meterselo por el mismos sitio que al que se le ocurrio enseñarle quien era mickey mouse y la puta mickey danza…..besos, paz y amor na-na-na-naaaaaa na-na-naaaaa-naaaa (tonillo navideño se entiende)

  14. Chica tu si q t lad vas a tener q aguanta q cuando a los chukis se les pega algo no hay nadie quien los pare, salvo que al gremlim se le ocurra jugar con el cd y se raye de casualidad xD de todss formas mucha suerte con esoo bss

    • Noooo, espero que eso no ocurra… tendrías que ver cómo se pone cuando quiere jugar al iPad y se queda sin batería. No entiende que haya que esperar y grita “PILAAA PILAAA” como loco. Que nos dure el CD hasta Reyes, por favor 🙂

  15. El Niño ketchup asereje deje dejebetudejebe es de lo mejor que he oído, ese niño con el libro de villancicos va a provocar que pasado mañana celebréis la nochevieja y al otro reyes y fin de la Navidad este año, ya lo estoy viendo XD
    Besos moza!

  16. HadaCollection dijo:

    Pásate por mi blog que estamos de sorteo y te puedes llevar un gremlin hecho de fimo como imán o broche!!!
    http://www.hadacollection.blogspot.com
    Un abrazo!!!

  17. Clara York dijo:

    ¡Qué grande el Gremlin!
    Y la madre que lo parió.

  18. unamamapractica dijo:

    Aún no he llegado a esa fase afortunadamente, pero ostras qué recuerdos la de Mambrú!! Mi madre me la cantaba una y otra vez y a mi me hacía mucha gracia (no preguntes la razón porque la desconozco). Un beso

    • ¿Gracia? Pero sí es la canción más triste de la historia… Mambrú vuelve de la guerra en una caja con terciopelo y cristal… si escuchas la letra, pelos como escarpias pero de verdad. Afortunadamente de críos no paramos en estos detalles 😛

  19. Mrs. Primark dijo:

    Jo, me ha llevado tanto tiempo encontrar los comentarios que he olvidado qué quería decir… que seguro que era algo interesantísimo!

    Me alegro mucho de que, a pesar de la crianza que recibe, el Gremlin tenga gustos tan entrañables. Cómo me gustaría ver esos contoneos… ja ja ja

    • No voy a caer en la trampa de decirte que te envío un vídeo y quedar de madre cursilona y absurda como ya me pasó con Wed hace un tiempo… no sé si te acordarás… así que te quedas sin ver el contoneo del Gremlin. Chincha!

  20. Mrs. Primark dijo:

    Ay, que lo he recordado!!!!

    En el pueblo tenemos una vecina que se llama Oliva, así que mi sobrina cuando era chiquitaja y mi madre le pidió que le acercara el aceite, le dijo “¿cual quieres, el de Oliva o el de Manolo?

    P.D. Manolo es, además de un girasol, el marido de la vecina.

  21. belen dijo:

    Jajaja! Real como mi vida misma!!!! Bendita la hora en que buscando soluciones para la inapetencia de mi hijo di con tu blog! Cosas del google. Desde entonces intento ponerme al dia leyendo a ratitos todas las entradas. Gracias por hacerme reir y ver los problemas de la maternidad desde un punto mas divertido. Besos

    • ¡Muchas gracias Belén! Tiene gracia que llegaras aquí a raíz de una búsqueda por un niño malcomedor 😉 Me hace especial ilusión tu comentario en el día de hoy, en el que estoy recibiendo comentarios “menos amables” ya que parece que hay gente con un sentido del humor “distinto”. Un beso fuerte y por aquí nos vemos! 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s